El existencialismo y la muerte, o mejor dicho: Un elefante improvisado

En una noche de abril, en la colonia Roma, estaba tomando unos tragos reunido con amigos de Mérida que conocí en el CUM, y por azares del destino, coincidimos en la gran CDMX. Entre ellos estaba Ricardo. Le comenté que me había convertido en un ávido lector de los elefantes, y que encontraba interesantes las ideas que han expuesto en el blog. Ricardo, con el tono amistoso que siempre le ha caracterizado me invitó a que escribiera algo, sin embargo, no encontré un tema que fuera suficientemente interesante, para que ustedes sientan interés de leer de principio a fin mi artículo, porque de una u otra forma, en el CUM aprendí que si vas a hacer algo, más vale que lo hagas bien.
Fast forward al día de hoy, muchas cosas cambiaron en el mundo, vivimos en un mundo en el que Donald J. Trump es presidente electo de EUA y Portugal ganó la Eurocopa sin Cristiano Ronaldo en la final (si me hubiesen dicho esa noche de abril que esto iba a pasar los hubiese tachado de locos). No solo el mundo cambió, mi vida también cambió, la mítica banda Yucawach (con la que viví incontables aventuras en la CDMX) se desintegró, y yo por mi parte me mudé a Canadá para continuar con mis estudios en Animación 3D. Lo que no cambió es que seguía sin una idea para escribirles, hasta hoy.
A mitad de mi clase de las 9 am recibí un mensaje de Ricardo: ¿Quieres publicar hoy antes de las 11 pm? Sin pensarlo mucho dije que sí, y como por arte de magia supe de qué iba a escribir. El tema del que hoy quiero escribir es la muerte y el existencialismo (qué hueva, te tardaste casi 8 meses para escribir sobre algo tan cliché). Pero no la muerte como te la presenta la religión, ni el existencialismo como te lo presentó tu maestro de filosofía, quiero hablarte de esos temas desde el punto de vista de una caricatura llamada Rick and Morty, sin duda una de las mejores caricaturas que yo he visto a lo largo de mis cortos 24 años.
Rick and Morty narra las (muy imprudentes) desventuras de un científico alcohólico, Rick, y su influenciable nieto, Morty, quienes alternan problemas interdimensionales, con los de la vida doméstica. Rick and Morty, no es para niños, maneja temas serios como el alcoholismo, disfunciones familiares, desequilibrio mental, y otros un tanto más científicos, como la existencia de dimensiones paralelas y universos alternos, todos estos temas envueltos en una irreverencia exquisita y un sinfín de referencias a la cultura Sci-Fi.
Pero ¿qué tiene que ver el existencialismo y la muerte con una caricatura grosera para nerds? Bueno, todo. En una aventura de Rick y Morty, terminan por destruir el planeta tierra y al no encontrar una solución, Rick los transporta a un universo alterno donde ellos mueren, y toman su lugar sin que se den cuenta, y es lo que da pie a que Morty diga, el mejor diálogo de todo el show: “Nadie existe a propósito, nadie pertenece a ningún lugar, y todos vamos a morir”. Quizá esta frase les parece oscura y nihilista, quizá no sienten el mismo peso que yo sentí la primera vez que la escuché, y probablemente esto sea porque cuando eso pasó eran las 4 am después de un jueves de Tequila, no estaba en mis 5 sentidos, y estaba viendo una caricatura mientras vivía en Mérida el mes más largo de mi vida, esperando solamente que pasaran los días para irme. Pensé lo mismo que ustedes ahorita: “sentimientos de pedo, que salen cuando el alcohol deja de ser un desinhibidor y se convierte en un depresivo”. Pues para mi sorpresa, y la de ustedes, no.
Desperté con esas preguntas en mi mente; ¿qué hago aquí? ¿Realmente pertenezco a algún lugar? Si estoy consciente de mi propia mortalidad ¿para qué planear un futuro? Pues bien, no tengo respuestas, y espero que no hayan sido tan ingenuos como para pensar que iba a contestar esas preguntas tan complicadas, casi tan complicadas como tu novia cuestionando por qué tienes un perfil en Tinder (historia real, pero para otro día). Lo que les puedo decir sobre estas preguntas, es que hay dos acercamientos posibles, el primero es ignorarlas, al final la ignorancia es felicidad. Ahora, si simplemente estas preguntas no las pueden obviar, o les van a taladrar hasta el hipotálamo cuando duerman, entonces el segundo acercamiento es para ustedes. ¿Todos vamos a morir? Sí, pero que sea un recordatorio diario de que todo lo que no hagas hoy, mañana podría no ser una posibilidad. ¿Tenemos un propósito definido? No, podemos ser lo que querramos ser, no hay límites para el humano, fuera de los físicamente conocidos (como lamer tu codo). ¿Pertenecemos a algún lugar? No, perteneces a una persona, a ti, sé fiel a tus creencias, no te vendas.
No son respuestas correctas a preguntas complejas, esto es un acercamiento para aprender a vivir con cuestionamientos profundos, y podrías pensar que es muy liberal, y que justificaría actos moralmente incorrectos, pero no. El existencialismo te libera de responder preguntas y te libera de etiquetas o roles estereotipados que adquiriste por “esencia” de ser hombre, o mujer, o mexicano, o colombiano, o negro o blanco, no te libera de tu responsabilidad moral. No confundas el existencialismo con el hedonismo (el placer sobre todas las cosas). Al final hay que vivir lo que tengamos que vivir sin inquietudes, ni la responsabilidad de darle una respuesta a todo, no porque no existan preguntas, si no porque las respuestas no las tendrás hasta que llegues al final del viaje, y bueno al final… Ya les contaré cuando llegue.
Gracias por leerme, soy Aldo Victoria, Exa-Tec en Animación y Arte Digital y estudiante en VFS de 3D Animation and Visual Effects. Ojalá nos volvamos a leer por aquí pronto. PD. 22, A Million de Bon Iver.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s